Archivo de la etiqueta: revolucion

El poder de la palabra

La palabra tiene poder, así lo cree quien hace oración, reza o pronuncia fórmulas mágicas; así lo creen los chamanes que usan el canto como escalera. Así es la fe de muchos.

“He aquí que en mi alma se despierta un deseo, que en mi cerebro surge un pensamiento: quiero cantar, quiero modular mis palabras entonando un canto nacional, un canto familiar. Las frases se derriten en mi boca, los discursos se atropellan, desbordan mi lengua, se expanden alrededor de mis dientes.”

Son las primeras palabras de Wainamoinen, las de su nacimiento y las que dan inicio al conjunto de poemas y leyendas agrupados y titulados como El Kalevala. En esta tradición, la nórdica, la palabra Runa significa verso, palabra, poema, fórmula mágica: El poder de la Palabra.

En otras latitudes, también hay pruebas en las tradiciones mitológicas de otros credos del poder de la palabra. Jericó: El pueblo comandado por Josué, rodeó la ciudad y le dió siete vueltas mientras los sacerdotes tocaron sus trompetas, al finalizar la música el pueblo levantó su potente clamor y las murallas cayeron…

“Al escuchar el pueblo la voz de la trompeta, prorrumpió en gran clamor y el muro se vino abajo.”

Josué 6:20

Algo tendrá la Palabra que tan poderosa se le considera.

3 comentarios

Archivado bajo Arte, Hachas de guerra, Literatura, Obra de Jaime Coello Manuell

¿Quién es Alfonso Sastre y porqué hay que leerlo?

Existen buenos escritores, pero hay unos pocos que son una especie diferente que me causa admiración. A veces se debe a la calidad de la obra y lo intenso de su vida, como es el caso, aunque por distintas razones, de Nahui Olín, Miguel Piñero y Mario Santiago Papasquiaro. Otras por la meticulosidad como con Andre de Lorde; la originalidad y estilo de Amiri Baraka y Fray Luis de León.

Pero los vivos, los que siguen en pié de lucha y son la conciencia de la tribu, aquellos que se han ganado mi respeto absoluto por su integridad y congruencia, gente como Rodrigo Solís, Max Rojas o Félix Luis Viera, son a los que disfruto con mayor gozo. Y hay uno, vasco por convicción y español por nacimiento, escritor en toda la extensión de la palabra: Alfonso Sastre.

Alfonso Sastre

Las palabras no sólo se ven o se oyen, sino que además brillan. Alfonso Sastre

Conocí de Alfonso Sastre en el Taller de Dramaturgia de Estela Leñero, la maestra sacó a colación el Ensayo general sobre lo cómico, por su claridad y solidez. Lo leí y me pareció excelente así que lo busqué y encontré su sitio web. Ahí me enteré de su compañera, Eva Forest y el encarcelamiento de ambos como resultado del atentado de la cafetería Rolando, adjudicado a ETA; uno de los libros más conocido de ella es Operación Ogro, Cómo y porqué ejecutamos a Carrero Blanco. En el lugar se pueden leer y descargar varios de los textos de ambos, a mi me penetraron como cuñas del mismo palo tanto el capítulo “El teatro y la realidad: El demonio del realismo, El ángel del realismo y Una ronda por mi cuenta (palabras para la Edición de la Taberna Fantástica)”, de sus Prolegómenos a un teatro del porvenir; y su Diálogo para un teatro vertebral. Ambos desde su primera lectura se me han vuelto básicos en mi concepción de la dramaturgia.

Eva Forest y Alfonso Sastre

Eva Forest y Alfonso Sastre

En otro momento hablaré en particular de su propuesta teórica de Tragedia compleja. Aunque anterior a esta concepción, Escuadra hacia la muerte es una obra que te calará hondo si las lees. Alfonso Sastre es un escritor completo, su  obra incluye, además de dramaturgia, novela, ensayo, narrativa corta, poesía, autobiografía, guionismo de cine y TV, prólogos y prácticamente cualquier otro género. Y su actividad no se detiene ahí, su activismo político es notable y su afiliación a la izquierda abertzale es públicamente conocida, en especial por su internacionalismo. Ojalá hubiera muchos más Alfonso Sastre’s en el mundo, así, otro sería posible.

Pd.- Les dejo una lista de colaboraciones de Alfonso Sastre en Rebelion.org

Deja un comentario

Archivado bajo Apuntes, Arte, Creadores, Literatura, Poesía, Teatro

Revolución de Islandia, ¡Que se vayan todos!

Luego de afilar las hachas de guerra se me antoja una buena noticia: La Revolución de Islandia; una de esas noticias excepcionales, tan escasas por la naturaleza misma de la materia noticiosa… quizá. Hace pocos días, en algún lugar del ciberespacio me enteré de la fantástica revolución islandesa: una revuelta popular, horizontal, pacífica. Obvio, en pocos medios se aborda el tema y, en general, su difusión es nula.

Islandia, su gente, ha realizado un revolución sorprendente, sin sangre. El pueblo armado con cacerolas y sartenes ha destituído al gobierno y hecho correr a los principales responsables de la crisis financiera: banqueros, políticos y empresarios, un grupo de capitalistas salvajes que contagiaron la economía de la tierra más joven del mundo. El siguiente video es la nota de Once Noticias, de Canal 11 del Instituto Politécnico Nacional.

Bandera de Islandia

Bandera de Islandia

La cosa bonita es que en Islandia, la gente destituyó a su gobierno y se negaron a pagar la deuda que los bancos le habían granjeado a todos los ciudadanos; para mayor claridad: como si el pueblo mexicano se hubiera negado a pagar el Fobaproa. Los principales perjudicados son los ahorradores e inversionistas ingleses y holandeses, y son apoyados por sus gobiernos, y así los islandeses dos veces han dicho que no al pago de la deuda. No quiere decir que no hayan sido afectados por la barbarie de los banqueros, pero al menos no cargarán con todo el paquete y se han arrestado a varios de los responsables en zonas elegantes de Londres y, aunque no sean condenados, un gran avance democrático se ha dado, ¡Que se vayan todos! Las protestas del 4 de octubre de 2010 en Reikiavik:

En los enlaces siguientes se puede ahondar en el tema:

Protestas en Islandia

Protestas en Islandia

Islandia enjaula a sus banqueros, de Claudi Pérez en El País.

La revolución de Islandia, en Rebelion.org

Una leyenda brumosa y preciosa, de J. M. Ruiz Soroa en El correo.

La rebelión de los vikingos, de Fernando Krakowiak en Página 12.

Las democracias degradadas de Occidente silencian la revolución cívica de Islandia, de Francisco Rubiales en Votoenblanco.com

Honor a quien honor merece, el mito es viral y virulento. Otro mundo es posible, no el mundo mejor que el dinero puede comprar, sino el mundo mejor y más bello del bienestar de los muchos, de la sensatez y del sentido común. Un par de videos más pa’ terminar de redondear el reportaje; primero, imágenes de los hechos:

Y una especie de audiorreportaje:

3 comentarios

Archivado bajo Cosa bonita, Hachas de guerra, Noticias, Periodismo